Cada año, el 22 de enero, Cursa transita el meridiano aproximadamente a las 21:00 horas.
 
Cursa es una estrella en la constelación de Eridanus (El Río Erídano), visible en el hemisferio sur celeste, 5° al sur del ecuador celeste. Es la segunda estrella más brillante de Eridanus y recibe apropiadamente el nombre (según la clasificación de Bayer, en 1603) de Beta Eridani.

Es una estrella brillante, y sin embargo pasa frecuentemente desapercibida gracias a su vecino “incómodo” Orion. De hecho, a pesar de ubicarse completamente en una constelación ajena, debe su nombre al famoso cazador, pues “Cursa” proviene de una frase árabe que significa “el banquillo del Gigante (o del que está al centro)” ¡Pobre! De ser la segunda estrella más brillante de Eridanus, se tuvo que conformar a ser poco más que el peldaño del pie izquierdo de Orion. El banquillo estaba originalmente formado por tres o cuatro estrellas, pero la estrella más brillante –Cursa- recibió el nombre colectivo.
 
Cursa es la estrella que marca el nacimiento del río Eridanus. Eridanus es un río que se aleja de Orion, serpenteando por la bóveda celeste hacia el sur y se “vacía” en una región llamada “el mar”. No es de extrañar que –siguiendo la vocación marina de la constelación- encontremos al oeste y al sur de Orion otras constelaciones relacionadas con el agua. En el extremo opuesto de Eridanus (donde el río cae en cascada hacia el “mar”) se localiza la estrella más brillante de la constelación: Achernar (Alpha Eridani).
 
Cursa posee en su interior el equivalente de 2 a 2.5 masas solares y aunque su tamaño no es mucho más grande que el Sol -es apenas 3 veces mayor- es considerada una estrella gigante. El término “gigante” (en este contexto) no significa que se trate de una estrella descomunal. Los astrónomos llaman así a una estrella que está terminando su etapa de secuencia principal.

Una estrella en “secuencia principal” es aquella que transforma exclusivamente hidrógeno en helio. Hacia el final de la secuencia principal, el núcleo de la estrella –la región más caliente y donde acontecen los procesos de fusión nuclear- ha engrosado sustancialmente y transmite su calor hacia las capas externas de la estrella. Es en este proceso que se encuentra Cursa actualmente. ¿Qué sigue? Como si fuera un globo con aire caliente, la estrella se expandirá, se inflará: este es el primer aviso de que el fin de la estrella se acerca. En términos coloquiales, una estrella gigante se está pasando de madura. El núcleo de Cursa apenas está calentando las capas externas. Lo que sigue, es un crecimiento aún mayor.
 
Cursa está en un proceso de “reacomodo” y no tardará (millones más, millones menos) en dilatarse mucho más, para convertirse en una gigante naranja. Aligerado de sus capas externas, el núcleo de la estrella tendrá un breve “descanso”, pero “todo lo que sube, tiene que bajar”… cuando la fuente interna de calor ceda un poco, las capas externas de la estrella ya no tendrán más sustento, y la gravedad hará de las suyas comprimiendo nuevamente la estrella. El vigoroso apretón encenderá nuevamente el núcleo y el helio empezará a fusionarse también, a una mayor temperatura.
 
De vuelta al presente. Por ahora, la temperatura en la superficie de Cursa es de 8360 kelvin, de manera que se clasifica espectralmente como una estrella de tipo A3III. Cursa es 45 veces más luminosa que el Sol (incluyendo todas las longitudes de onda), pero dada una distancia aproximada de 89 años-luz, se presenta ante nosotros como una estrella de magnitud 2.7, si bien puede disminuir su brillo ligeramente, a magnitud 2.8; de manera que se trata de una estrella variable. Nada raro considerando que pasa por una situación inestable.
 
Lo que sí fue raro fue lo que sucedió en 1985: la estrella despertó violentamente. Experimentó un destello que disparó su brillo 15 veces encima de lo normal: un cambio de 3 magnitudes que la hizo ¡superar la luminosidad de su vecina, Rigel! El espectáculo duró apenas poco más de 2 horas y sin previo aviso, volvió a la normalidad, como si nada hubiera pasado. Así, Cursa pertenece a un selecto grupo de estrellas que exhiben –sin explicación conocida- fulguraciones portentosas. No hay muchas pistas de qué fue lo que sucedió. Si Cursa es parecida en algo a Sol, la mega fulguración pudo deberse a una oleada de actividad magnética. ¿Volverá a despertar? Nadie sabe, por lo que no está de más echarle un vistazo de vez en cuando.
 
El magnetismo en Cursa tiene el potencial de manifestarse poderosamente, gracias a su veloz rotación: gira sobre sí misma a casi 180 km/s.
 
Algunos sugieren que Cursa pertenece al supercúmulo de Sirius, una agrupación de estrellas que incluye –además de Sirius- a Beta Aurigae, Alpha Coronae Borealis, Zeta Crateris, y Beta Serpentis. Además, Cursa se acerca a nuestro Sistema Solar a una velocidad aproximada de 9 km/s, de manera que existe la noción de que forma parte del “Grupo Dinámico de Ursa Major”, pues Cursa, Sirius y las estrellas del “sartén” en Ursa Major, entre otras estrellas vecinas del Sol, comparten un patrón de movimiento similar en el espacio interestelar. Empero, en este último escenario hay un problema: las estrellas del “Grupo Dinámico de Ursa Major” tienen en promedio una edad menor de 300 millones de años, mientras que Cursa debe ser mucho más vieja que esto. Se le estima una edad cercana a 450 millones de años.
 
Otros nombres de Cursa son Dhalim, Kursa, Beta Eridani, 67 Eridani, BD−05 1162, CCDM J05079-0506A, FK5 188, GC 6274, GJ 9175, HD 33111, HIP 23875, HR 1666, IDS 05030- 0513 A , PPM 187729, SAO 131794 y WDS 05078-0505A.
 
Las coordenadas de Cursa son:
Ascensión Recta 05 horas 07 minutos
Declinación – 05° 05′ 
 
Imágenes de apoyo
 
Mapa de localización de Cursa y Achernar
http://www.clipartpal.com/_thumbs/pd/eridanus_black.png 
 
Mapa de Eridanus y posición de Cursa (Beta Eridani) por la Unión Astronómica Internacional & Sky Publishing
http://www.iau.org/public/constellations/#eri
 
Grabado de constelaciones Orion y Eridanus por Jean Fortín (1795)
http://k53.pbase.com/v3/97/570097/1/51019974.F1795pl24.jpg 
 
Fotografía de Cursa en WIKISKY.ORG
http://www.wikisky.org/?ra=5.130833&de=-5.086389&zoom=6&show_grid=1&show_constellation_lines=1&show_constellation_boundaries=1&show_const_names=0&show_galaxies=1&img_source=DSS2  
 
Sitios consultados y bibliografía
 
Allen, Richard Hinckley (1963). Star Names: Their Lore and Meaning (revised edition). Dover. pp. 332–33. ISBN 0-486-21079-0
 
http://en.wikipedia.org/wiki/Beta_Eridani
http://stars.astro.illinois.edu/sow/cursa.html
 
*-*-*-*
 
El autor es presidente (2010) y miembro honorario de la Sociedad Astronómica del Planetario Alfa, así como director de ASTRONOMOS.ORG www.astronomos.org Puedes reproducir este artículo libremente de manera total o parcial, siempre que se de crédito al autor y se indiquen sus correos electrónicos: pablo@astronomos.org, pablolonnie@yahoo.com.mx . Si detectas un error, favor de enviar correcciones y sugerencias a estos mismos.